Postparto y embarazo

Problemas de celulitis durante el embarazo. Como evitar este problema durante la gestación

El uso de las cremas anticelulíticas durante el embarazo es algo a tener muy en cuenta, por lo que antes de tomar la determinación de continuar aplicándolas o eliminarlas durante ese período es conveniente consultar previamente con nuestro ginecólogo y seguir sus instrucciones. Las cremas contra la celulitis contienen sustancias como la cafeina, lo que hace que en general resulten inapropiadas para las mujeres embarazadas. Muchas cremas que existen en el mercado ya nos lo indican y no nos recomiendan su uso en los casos de embarazo. De todas formas, más que la celulitis, el imperativo que debe primar durante los meses de de gestación es conseguir mantener la piel suficientemente hidratada y prevenir las estrías durante los nueve meses de cambios que sufre el organismo femenino. Un punto a tener en cuenta para prevenir la celulitis durante el embarazo es el tema de la alimentación, en el que debemos hacer bastante hincapié durante este período. Sin embargo, con una alimentación conveniente y ciertos hábitos a tener en cuenta, sin duda conseguiremos olvidarnos totalmente de la celulitis y mantenerla controlada. Respecto a los hábitos alimenticios, no hay que olvidar que debemos evitar el consumo de grasas saturadas y de hidratos de carbono, que se encuentran, por ejemplo, en la pasta, en el pan, etc. De la misma forma, hay que dejar a un lado todos los embutidos y los alimentos que estén muy salados. El beber mucha agua resulta bastante conveniente, incluso llegar a una media de 2 o 3 litros al día puede ser lo apropiado. Sin embargo, no se recomienda el consumo de zumos envasados ni bebidas con gas. Si a todos estos buenos hábitos añadimos un poco de ejercicio diario, como nadar o pasear, todo resultará un complemento perfecto para conseguir que la celulitis no sea un problema durante nuestra etapa de gestación. Foto:...

Leer más

La fertilidad se reduce en los casos de obesidad y sobrepeso

Fertilidad y obesidad Según estudios realizados en la Universidad de Michigan, en Estados Unidos, tanto el sobrepeso como la obesidad pueden reducir hasta el 20% las posibilidades de embarazo en los tratamientos de fertilidad. Las conclusiones a que se han llegado, demuestran que un exceso de grasa llega a alterar los niveles hormonales. Otro punto interesante que se ha estudiado es la importancia de la distribución de la grasa en el cuerpo, en un sondeo sobre diferentes étinias, y hasta qué punto puede afectar a los procesos de reproducción asistida. Los investigadores han observado que el sobrepeso se suele dar en la raza blanca en la parte inferiro del cuerpo, al contrario de lo que ocurre con la raza afroamericana, donde esta acumulación se suele dar en la parte superior del cuerpo, lo que puede generar más riesgos para la salud que cuando la grasa se acumula en los muslos y en las caderas. Este motivo hace que las afroamericanas obesas sean más propensas a desarrollar fibroides uterinos, directamente relacionados con una menor posibilidad de quedar embarazadas. En orden descendente y al margen del peso, según las pruebas realizadas, las mujeres negras, las hispanas y las asiáticas, tenían menos posibilidades que las mujeres blancas de quedar embarazadas. Incluso se ha creado la posibilidad de que una deficiencia de vitamina D, que suele ser más común en personas de piel oscura, podría influir incluso en una imposibilidad a quedar embarazadas cuando están en tratamiento de reproducción...

Leer más

1.5.2