Tipos de obesidad

Tipos de obesidad: Obesidad hipotalámica

La obesidad hipotalámica es el tipo de obesidad que produce los aspectos más mórbidos y, a veces, monstruosos, ya que debido a una afección en el hipotálamo, la grasa invade progresiva y velozmente la parte superior del cuerpo, la totalidad del vientre, cadera y nalgas. Suele producirse coincidiendo con un shock emocional, y su evolución está íntimamente ligada a episodios depresivos. Sus síntomas son muy significativos, entre los que cabe destacar la desaparición de la saciedad en las comidas, y otras manifestaciones psicosomáticas relacionadas con la alimentación y la acumulación excesiva de grasas. Para disminuir y solucionar este tipo de obesidad, necesitamos conjugar varios tratamientos y soluciones para conseguir nuestro propósito, conla intervención de especialistas en dietética y nutrición, cirujanos, y demás personas cualificadas, ya que el excesivo nivel de obesidad lo hace una tarea difícil y muy progresiva, y resistente a dietas y soluciones convencionales. _ Otros tipos de...

Leer más

Tipos de obesidad: Obesidad hereditaria familiar

La obesidad hereditaria familiar es un tipo de obesidad que se presenta como una acumulación de grasa y celulítis fría en la parte superior-externa de las nalgas y glúteos, y como una acumulación caliente por encima del pubis, aunque no suele llegar a producir una estética muy desproporcionada. Estos tipos de obesidad aparecen y evolucionan como brotes sucesivos, en ciertos momentos críticos de la vida, y se presentan de forma similar en algunos de los padres, ya que tienen un origen hereditario. Los síntomas más significativos son la frialdad excesiva en nalgas, y una sensación generalmente leve de hinchazón tras la ingestión de alimentos. _ Otros tipos de...

Leer más

Tipos de obesidad: Obesidad circulatoria

Obesidad circulatoria capilar: En el tipo de obesidad circulatoria capilar, la grasa se acumula de forma invasiva tanto en miembros superiores como inferiores, y está ligada directamente con la herencia genética. Suele aparecer en forma de celulítis durante la pubertad y se va agravando lentamente hasta llegar a ser un problema circulatorio grave. Los síntomas son característicos, ya que se produce una excesiva intolerancia al frío, y una necesidad constante de administrar calor al cuerpo. Obesidad circulatoria venosa: La obesidad circulatoria venosa es otro tipo de obesidad, que se reproduce en los miembros inferiores, está íntimamente ligada a la herencia genética, comenzando habitualmente en la pubertad, y agravándose en los embarazos y con brotes de flebitis o periflebitis. Los síntomas son contrarios a los de la obesidad circulatoria capilar, mostrando una elevada intolerancia al calor, y una excesiva pesadez de piernas con inflamación y edemas en los tobillos. Es indispensable para ambos casos asistir a un médico especialista que nos diagnostique las causas exactas, nos oriente para solucionar nuestro problema de obesidad y que nos proponga un tratamiento adecuado. _ Otros tipos de obesidad...

Leer más
1.5.2